Efectos del minimalismo en el consumo de oxígeno

Por carreraspopulares.com - 27/09/2019

El minimalismo, como ya debéis saber o intuir por su nombre, significa correr con la menor amortiguación posible debajo de nuestros pies. Es decir: ninguna. Los minimalistas (también llamados descalcistas en su versión más extrema) usan para correr un calzado cuya única función es proteger las plantas de los pies de un suelo duro o peligroso. Otros ni eso, plantando el pie directamente sobre el suelo. Sin sujeción, sin amortiguación ni ningún elemento que ayude de forma externa al impulso de las piernas mientras se corre.

Quien se decide por esta práctica lo suele hacer por defender una forma de correr más natural, acorde con la formación de nuestros pies y sistema locomotor durante miles de años de evolución. No es que renieguen de los adelantos de la tecnología deportiva, sino que entienden que no necesitan su ayuda para sentirse libres corriendo. Detrás de esta práctica hay numerosas teorías que defienden que de esta forma la musculatura del pie, tobillo y gemelo trabajan de manera más orgánica, haciendo de amortiguadores naturales. Para ciertos tipos de lesión es incluso recomendable.

Pero hoy no entraremos en los beneficios mecánicos del descalcismo, que darían para una serie de artículos ciertamente amplia. Hoy os queremos hacer llegar un estudio realmente sorprendente. ¿Correr descalzos significa ser más eficientes en el uso de oxígeno al correr?

Esta fue la pregunta que se hicieron tres investigadores de las universidades de Nebraska y de Dakota del Sur en Estados Unidos. El propósito de su estudio, de 2010, pretendía investigar si el consumo de oxígeno en corredores, tanto sobre cinta como en el terreno, era diferente. Para ello, reclutaron a 10 atletas, 5 hombres y 5 mujeres con edad media de 24 años para participar en el estudio. Se realizaron 4 tipos de pruebas: descalzos en cinta, calzados en cinta, descalzos en exterior y calzados en exterior. Para cada una de las pruebas, los sujetos debían correr 6 minutos a un 70% de su VO2Max. Tras algunas repeticiones en cada superficie, el resultado fue que los niveles de VO2 fueron significativamente mayores en las carreras usando zapatillas deportivas. También lo fueron el nivel de pulsaciones y el rango de esfuerzo percibido, aunque con menor diferencia. La conclusión, pues, fue que correr descalzos nos hace más eficientes en el consumo de oxígeno que hacerlo con calzado deportivo.

Beneficios del descalcismo

El estudio amplia la información sobre las ventajas de correr descalzos, diciendo que, si se trabaja bien la técnica de carrera sin zapatos, se incrementa la superficie del pie con la que se pisa, lo que deriva en un mejor reparto de las fuerzas e impactos que supone correr. Esto beneficia a la fascia plantar, que se ve reforzada, absorbiendo parte del impacto. También se apunta que, en otro estudio realizado con 2.300 niños de poblaciones rurales y urbanas, se encontró que el desarrollo del arco plantar y su fortalecimiento era mucho mayor en aquellos niños más acostumbrados a andar sin calzado. Los autores sugieren que hay una edad crítica en la que el arco plantar se desarrolla y que ese desarrollo puede verse interrumpido por el uso de calzado. Estos autores defienden que el pie humano no necesita apoyo externo y que los músculos del arco pueden ser más fuertes en situaciones de descalcismo.



Tambien te puede interesar

Running, un aliado en la prevención del cáncer de mama
María Pan de Francisco

El cáncer de mama es el cáncer más frecuente en la mujer y la primera causa de muerte por cáncer en mujeres. Hay factores de riesgo sobre los que no podemos actuar, pero hay otros que sí podemos modificar para prevenirlo. Una vida sana y una actividad como correr nos pueden ayudar.

Síndrome del corredor: cintilla iliotibial
Francisco Vita Barbero

Este síndrome, muy frecuente en corredores, corresponde a una tendinopatía del músculo Tensor de la Fascia Lata; situado en la zona lateral del muslo, llegando su inserción a la meseta tibial.

El muro (II). El muro del maratón: agotamiento del glucógeno muscular
David Calle

Es el muro más temido, y el más frecuente. Cuando se nos agota el glucógeno muscular, poco tenemos ya que hacer. David Calle nos da la explicación fisiológica y maneras de intentar mejorar esa situación.

Menisco y running
Miguel Ángel Ruiz y Borja Pérez

Es una de las zonas que más trabaja cuando corremos. Conoce a fondo el menisco, las lesiones que pueden producirse, los síntomas y su función.

Las mas vistas

El reto de Kipchoge, anulado: el circuito del Ineos 1:59 estaba mal medido
carreraspopulares.com

El acontecimiento atlético más destacado del año queda invalidado. La organización del reto Ineos 1:59 ha anulado el intento de bajar de las dos horas en maratón de Eliud Kipchoge. La razón: el keniata corrió en realidad 42 kilómetros y 70 metros por un fallo de medición del circuito.

Mi fisio me hace mejor corredor
Mario Trota

Pero mi fisio hace mucho más que eso: me entiende, me soporta, me da consejos, me anima, me motiva y, sobre todo, aplaca mis ansias de correr cuando no puedo (o no debo) hacerlo.

El muro (I). Tipos de muro y causas
David Calle

El temido muro. David Calle nos cuenta porqué nos afecta y los tipos de muro que nos podemos encontrar en carrera.

¿Carreras cortas? 5 maneras de echarlas a perder
May Luján

Una pequeña mala decisión puede echar a perder toda una carrera. No te líes y actúa con cabeza en las carreras cortas. Evita estas situaciones.