Gafas de sol para correr. ¿Cómo, cuándo, dónde y por qué?

Por Adolfo Bello para carreraspopulares.com - 09/09/2018

¿Sabes que unas gafas de sol te pueden hacer correr más rápido? Muchos os preguntaréis cómo lo hacen porque, que yo sepa, ni te dan un suplemento energético, ni te impulsan en cada zancada, y ni siquiera hacen que seamos más ligeros. Unas gafas de sol te pueden hacer correr más rápido... si te está dando el sol en la cara y no sabes dónde pones los pies. Fuera bromas, hoy os quiero hablar de las gafas de sol, un complemento para runners muy necesario y al que no siempre se presta la atención debida.

Yo hace varios años que las uso. Y no siempre cuando sé que voy a correr en zonas despejadas y a horas donde el sol puede ser una molestia. Sino porque ya me he acostumbrado a ellas y muchas veces me cuesta empezar a correr sin esa sensación de protección que me dan.

Una cosa, para empezar: es muy importante proteger los ojos cuando corremos. Si corremos cuando el sol está poniéndose o saliendo, las posibilidades de que nos dé directamente en los ojos son más altas. Y los rayos ultravioletas son perjudiciales. Según la web de Johnson&Johnson [ Vision Care ], “el daño de la radiación UV es acumulativo y permanente. Puede afectar a la córnea, el cristalino, el iris, la retina y los tejidos epiteliales y conjuntivales relacionados.” No hace falta añadir nada más para darnos cuenta que es necesario protegerse, sobre todo en una actividad como correr, en la que no siempre podemos dar la espalda al sol (nota: una gorra también ayuda muchas veces).

Pero además, los beneficios de llevar gafas de sol para corredores van más allá de cuidar nuestros dos únicos ojos para que nos duren más tiempo. Por ejemplo, pueden evitarnos un tropezón o algún problema más serio si hay demasiada luz en el ambiente y nos dificulta ver el suelo o los obstáculos que se nos puedan ir cruzando. Si nos preocupa que las gafas de sol hagan el efecto contrario, que nos dejen a oscuras y podamos tropezar, hay modelos en el mercado con la propiedad de oscurecer o aclarar el cristal en función de la luz ambiental. No es magia, se trata de los cristales fotocromáticos, que pueden lograr que tengamos unas gafas de sol cuando hace sol, pero que sean cristales transparentes cuando no les da el sol. La única precaución que hay que tener es que esta transformación no es inmediata, así que para cambios bruscos de luz no les podemos exigir plena protección.

Otro aspecto a tener en cuenta es que las gafas de sol nos pueden ayudar a mejorar nuestra postura corriendo. Y es que a veces no nos damos cuenta pero si el sol o el exceso de luz nos impide ver bien, vamos a llevar una postura forzada, lo que deriva en tensión en los hombros y aumentar el riesgo de que esa tensión acabe en molestias o algo peor.

Y por último, mi última razón para llevar gafas de sol es que así mis rivales no saben si estoy sufriendo o no, o para dónde estoy mirando. Así le puedo dar hachazos en carrera de forma más fácil. O eso me gusta pensar...

Dónde comprar tus gafas de sol para correr

A la hora de comprar las gafas de sol para correr, dos cosas son las más importantes a tener en cuenta. Ambas igual de importantes: comodidad y protección. Por un lado, deben asegurarnos una protección adecuada. Lo recomendable es que sean de protección 3. Pero igual de importante es que, como parte del atuendo para correr, sean cómodas y no te supongan una molestia mientras corres. Tienen que ser ligeras, acoplarse bien a tu cara y ajustar lo suficiente como para que no te aprieten ni se muevan mientras corres. Por supuesto, tienen que ser modelos deportivos y preferiblemente adquiridas en una óptica especializada en deportistas. Muchas marcas están presentes en las ferias de diferentes carreras, momento en que puedes conseguir buenos precios además.

¡Cuida tus ojos, ten en cuenta que, en una carrera, son el primer contacto con la línea de meta!

SOBRE EL AUTOR


Tambien te puede interesar

Prendas básicas para salir a correr
Gema Payá

Gema Payá, Miss Leggings Run, te cuenta cuáles son las prendas básicas para que salgas a correr con total comodidad. Te aconseja sobre prendas de vestir, como sobre los complementos.

Calmocane®, el compañero perfecto para alcanzar cualquier meta
Dep. Comunicación Edda Pharma

Rozaduras y ampollas son la pesadilla de los corredores y Calmocane® el mejor aliado, cuida tu piel, evita rozaduras y previene las molestas ampollas con una formula antifricción con pantenol, aloe vera, caléndula y vitamina E.

¿Importa el ‘drop’ en las zapatillas de trail?
Javier Ullé

¿Sabes qué es el drop en una zapatilla de running? Es uno de los conceptos a tener en cuenta a la hora de comprar nuestras zapatillas para correr o entrenar. ¿También en la montaña? Te lo contamos.

Prendas básicas para empezar a correr en otoño
Gema Payá

Las marcas se esfuerzan al máximo por crear nuevas prendas para los corredores. En ocasiones, puede que hasta nos perdamos en este mar de opciones. Miss Leggins Run nos ofrece una pequeña guía para tener en cuenta las prendas básicas para este otoño.

Las mas vistas

Masaje para descarga de la planta del pie
carreraspopulares.com

Mantener la planta del pie en perfecto estado es vital para un corredor. Estos ejercicios con el Fisioterapeuta Rubén García te ayudarán.

Crossfit para corredores running
Raquel Landín

Una combinación de éxito: running + crossfit. Se trata de una rutina ideal para introducir ejercicios de fuerza y acondicionamiento físico general. Los corredores se pueden beneficiar de diferentes ejercicios de crossfit que, además, os ayudarán a quemar calorías.

Ejercicios running en escalera
Raquel Landín

Siempre tienes una escalera a mano. Con unos ejercicios sencillos y básicos aumentarás la reactividad de tus tobillos, la fuerza y la velocidad. Dedícale unos minutos entre dos y tres veces a la semana y verás cómo notas muy pronto los beneficios.

Guía del corredor novato: la bolsa del corredor
Mario Trota

Participar en una carrera es un premio en sí mismo. Al menos así lo veo yo, y he participado en unas cuantas en los últimos años. Pero por suerte (o por desgracia), los organizadores nos han (¿mal?) acostumbrado y nos dan obsequios o detalles cada vez que nos inscribimos a una prueba.