Querido Diario, vamos a ganar esta maratón contra el cáncer

Por Nacho Villalba para carreraspopulares.com - 15/12/2019
Nacho Villalba, luchando contra el cáncer en Estocolmo
Nacho Villalba, luchando contra el cáncer en Estocolmo

Querido Diario.
Hoy te escribo pero en un sitio distinto. Me llamo Nacho Villalba. Empecé a correr hace más de 8 años. En este tiempo he podido acabar 5 maratones: Valencia (2013), Dubai (2014), Burgos (2016), Madrid (2017) y Estocolmo (2018). También ha terminado varios triatlones en distancias sprint y olímpica.

Pero desde el 22 de agosto del 2019 he comenzado el entrenamiento de la que podríamos decir que es la Maratón más importante de mi vida, la sexta. Esta vez, con unos entrenos distintos. Pues la meta de esta Maratón no es otra que escuchar del capitán del barco decir que estoy curado del cáncer. El 22 de agosto me confirmaron que tenía un Linfoma de Hodgkin. Y el día 4 de septiembre me dieron el diagnóstico final: cáncer en estadio IIIB.

Este diagnóstico culminaba unos meses previos de incertidumbres, de saber que algo no iba bien, pero sin saber el qué. Había valores de la sangre, en concreto la PCR, que estaban altos, pero lo demás poco presagiaba esta “expedición”. Hasta que en agosto empecé con fiebres sostenidas de 39-40 grados.

Desde el 16 de septiembre nos hemos embarcado en apasionantes travesías en alta mar (sesiones de quimioterapia). Y creo que por mi fondo físico previo como coredor, y por todo lo que estoy andando por Estocolmo, donde ahora resido, las he llevado muy bien, con pocos efectos secundarios. El típico de caída del pelo y otros como la pérdida de sensibilidad en las manos, sequedad de los ojos o mayor sensibilidad los dientes a las cosas frías. Pero poco más.

Nacho Villalba, tras acabar su último maratón hasta el momento, en Estocolmo
Nacho Villalba, tras acabar su último maratón hasta el momento, en Estocolmo

La sonrisa positiva

Diario, creo que tú y la familia, que está ahí junto con los amigos, estáis haciendo que si de por si ya era positivo, lo sea aún más. La vida te pone piedras en el zapato. Pues nada, oye, acabaremos este maratón con alguna ampolla más. Pero la acabaremos. Y como todos los días, tratando de sonreír.

Mi diario, cuando la vida te “regala” estas cosas, hay que quedarse con todo lo positivo y bueno de ellas, que lo tiene y mucho, y tratar de dejar a un lado aquello negativo y que aporta poco. Pero claro, en esta expedición de este grumete, ha habido días de lágrimas de rabia, tristeza e impotencia. Lógico, pero ha habido, hay y habrá muchas más lágrimas de alegría y felicidad por la gran fortuna que siento de verme rodeado de tanta y tanta gente que me quiere. Me considero afortunado.

De todo esto se aprende y mucho. Uno se hace más fuerte y reordena sus prioridades en la vida. Parece mentira que a veces esa venda que llevamos puesta solo caiga cuando pase algo, como en mi caso una enfermedad oncológica. Pero más vale tarde que nunca.

Nacho Villalba, en uno de sus paseos por Estocolmo, donde vive
Nacho Villalba, en uno de sus paseos por Estocolmo, donde vive

Por los demás

Querido diario, me confieso cada día contigo. Sabes que era corredor y ansío poder volver a serlo con normalidad. Que si un día quiero hacer una serie de 400 metros pueda hacerlo sin poner en riesgo a mi corazón, que probablemente, debido a la quimio recibida (BEACOPP ampliada) esté dañado. Pero eso será cuestión de tiempo, esperemos que poco.

Y cuando pueda, quiero correr mi séptimo maratón, sexto deportivo. Pero este no será por mí. Estará dedicado a toda esa gente que tiene que pasar por un cáncer o una enfermedad rara. Por esos luchadores. Y en especial dedicado a todos esos niños en esas situaciones. Buscaremos la fecha en la que mi cuerpo pueda, y luego buscaremos para qué asociación o fundación recaudaremos el dinero. Por ellos, mi diario, pelearé como lo hago ahora, con todas mis fuerzas y espíritu y con una gran sonrisa. La que me acompaña casi todos los días de mi vida.

Y mi querido diario, poco más. Hoy te cuento todo esto desde este sitio distinto al que desde el 16 de septiembre nos hablamos. Pero creo que no te vas a enfadar. Allí en [ www.grumetedesecano.com ], nos seguiremos encontrando.



Tambien te puede interesar

Los efectos de correr en nuestro cerebro
Javier Ullé

Sin duda correr mejora nuestra capacidad física en general y ayuda a combatir el estrés y la ansiedad. Pero, ¿sabemos realmente qué efectos tiene la práctica del running en nuestro cerebro?

El corredor sin intermitente ni retrovisor
Borja Martínez

Es ese corredor que, en medio de un parque plagado de corredores, hace giros bruscos sin avisar; no se aparta si os encontráis de frente y no hay espacios para pasar frente a ti; o se para de golpe sin mirar atrás. Ese al que le haría falta, como si fuera en coche, llevar intermitente y retrovisor. Y usarlos.

Rotundo éxito en la décima edición de Marató BP Castelló,
carreraspopulares.com

Las victorias de Lemi Dumecha, que ha cruzado la meta en 2:07:43, y de Webalem Basaznew, que registra la mejor marca femenina en 2:27:39 convierten la Marató BP Castelló en un rotundo éxito.

Barcelona bate sus récords en una eDreams Mitja Marató para la historia
Dep. Prensa Mitja Marató de Barcelona

23.000 atletas han llenado las calles de Barcelona, que ha vivido una fiesta del running. El keniano Victor Chumo (59’58”) y la etíope Ashete Bekere (1h6’37”) se adjudican la victoria.

Las mas vistas

Entrenamientos en cuestas
Tono Fernández

Las cuestas mejoran nuestra fuerza, resistencia y capacidad aeróbica. Introducir cuestas una vez a la semana, nos reportará cosas positivas en nuestras carreras y entrenamientos. Hay muchas maneras de hacerlo.

¿Sabes cuál debería ser tu marca en una 15k? Nosotros sí.
carreraspopulares.com

Te mostramos cual debería ser tu marca en una carrera de 15k a partir del tiempo que hayas hecho en una de 10k. Aplicamos las tablas predictivas y te lo mostramos. Ojo porque no se suelen equivocar mucho.

Los 7 pecados capitales, en el running
Tono Fernández

Una correcta actitud ante los entrenamientos y las carreras, nos lleva al éxito. Que no te embarguen los errores clásicos. Huye de los ´7 pecados´ capitales también en el running.