¿Creías que lo conocías todo sobre el running? ¡Descubre el ciempiés!

Por Chema Martínez Pastor para carreraspopulares.com - 01/02/2019

“¿Qué tiene cientos de pies y el domingo va a correr un maratón?” Con este titular tan llamativo, el diario Evening Standard comienza una noticia que nos presenta una iniciativa singular: 50 corredores corrieron el maratón de Londres en 2011 unidos entre sí, en una especie de ciempiés humano. Esta, si nos atenemos a la propia palabra, sería la definición perfecta de “ciempiés”, ya que cien pies de manera literal corrieron unidos, en un organismo compuesto por numerosos runners.

La idea surgió, como no podía ser de otra manera, de una conversación de pub entre dos amigos, que tomaban unas pintas después de su jornada laboral en el banco. Su idea tardó casi dos años en ser llevada a la práctica. Finalmente, decenas de runners se animaron a atarse por una causa benéfica, ya que este ciempiés consiguió recaudar más de 50.000 libras para la investigación contra el cáncer juvenil a través de la Fundación MicroLoan.

Finalmente, todos los corredores en la causa provenían de diferentes sedes financieras de la “city” londinense. De esta forma, el ciempiés se convirtió en una metáfora de cómo funciona este distrito financiero: relaciones de confianza dentro de la competencia. Esta ironía no era ajena a los corredores. “Seguro que entre nosotros hay un poco de rivalidad corporativa”, declaraba un banquero de Barclays al que intentaban colocar una gorra de BarCap, su competencia.

Pero el caso es que para correr en un ciempiés hay que tener algo más que un buen entrenamiento. Si acabar un maratón requiere una preparación antológica, no digamos para hacerlo atado a decenas de personas, teniendo que llevar una obligatoria línea recta y siempre a pocos centímetros de tu compañero de delante. Estos héroes acabaron su carrera en poco menos de 5 horas. Para conseguirlo, se debe regular la velocidad del grupo a la del más lento en cada momento. No sólo hay que entrenar mucho los ritmos, sino estar preparados para las circunstancias de la carrera ya que, si uno baja el ritmo, todos deben hacerlo.

El ciempiés runner más largo según el libro Guinness de los récords

Si el ciempiés de Londres fue el primero en completar un maratón es difícil de saber. Pero lo que no es, seguro, es el más largo. Privilegio que se llevan, según Guinness, los 112 canadienses, del Equipo MitoCanada, que completaron juntos el Maratón de Calgary el 28 de mayo de 2017. Su reto, también de carácter solidario, recaudó algo más que los ingleses: 165.000 dólares canadienses.

Esta disciplina, que cualquiera diría que es perfecta para los corredores japoneses, tan metódicos y disciplinados (por no decir frikis), está plenamente consolidada en América. Hasta el punto de que en algunas carreras hay hasta una clasificación especial para estos grupos de corredores.

El origen de los ciempiés runners

La carrera de 12 kilómetros Bay to Breakers, que se lleva a cabo en la localidad estadounidense de San Francisco lleva realizando, desde 1978, competiciones de ciempiés. Estas son sus normas, mezcla de locura y seriedad:

- Cada ciempiés debe consistir en, al menos, 13 corredores más uno flotante, que podrá sustituir a alguno de los participantes que pierda un zapato, baje el ritmo o tenga que parar.
- No hay límite máximo para la longitud del ciempiés.
- Para la unión del ciempiés se puede usar cualquier material que se estime oportuno, siempre que sea ligero, flexible y bien ventilado. Se pide una longitud mínima de 4 pies (aproximadamente 1.2m) entre cada participante.
- Cada miembro del ciempiés debe llevar unas antenitas en la cabeza y un aguijón en el último corredor.
- Todos los corredores tienen que estar inscritos a la carrera.
- Cada vez que un corredor deba ser sustituido por el suplente éste debe darle una contraseña secreta.
- Si el miembro suplente hace una sustitución permanente, no se permitirán más sustituciones.
- En un punto de la carrera, cerca del Golden Gate, es obligatorio dar una vuelta de 360 grados sin interferir con los otros corredores.
- Todos los corredores deben empezar juntos y acabar unidos la prueba.

SOBRE EL AUTOR

Chema Martínez Pastor
Corredor Popular



Tambien te puede interesar

¿Por qué corremos?
Miguel Ángel Ruiz y Borja Pérez

¿Vives para correr? ¿Corres por salud?, ¿por socializarte? Existen tantos tipos de corredor como motivos que nos impulsan a correr. Aquí te planteamos unos cuantos. Pero seguro que conoces muchos más.

El primer gran atleta de la historia
Luis Blanco

Corredor y saltador, se convirtió en el primero en ganar dos de las principales pruebas atléticas de los Juegos de la Antigua Grecia durante tres citas seguidas. Esta es la historia de Chionis de Esparta.

Por qué la salida de las carreras se da con un disparo
carreraspopulares.com

Es uno de los métodos más usados para marcar el inicio de una carrera: un disparo de una pistola de fogueo. Aunque con mejoras y algunas variantes, el sistema es prácticamente el mismo que hace más de un siglo, cuando empezó a usarse.

Yo siempre corro rápido, ¿y qué?
Borja Martínez

Soy un corredor popular más. No de los mejores, pero tampoco se me da mal. Y aunque me gusta mucho salir a correr con amigos y compartir carreras no con ellos, cuando me pongo un dorsal quiero correr a tope, dar el máximo. ¿Es eso un delito?

Las mas vistas

El reto de Kipchoge, anulado: el circuito del Ineos 1:59 estaba mal medido
carreraspopulares.com

El acontecimiento atlético más destacado del año queda invalidado. La organización del reto Ineos 1:59 ha anulado el intento de bajar de las dos horas en maratón de Eliud Kipchoge. La razón: el keniata corrió en realidad 42 kilómetros y 70 metros por un fallo de medición del circuito.

Mi fisio me hace mejor corredor
Mario Trota

Pero mi fisio hace mucho más que eso: me entiende, me soporta, me da consejos, me anima, me motiva y, sobre todo, aplaca mis ansias de correr cuando no puedo (o no debo) hacerlo.

El muro (I). Tipos de muro y causas
David Calle

El temido muro. David Calle nos cuenta porqué nos afecta y los tipos de muro que nos podemos encontrar en carrera.

El muro (II). El muro del maratón: agotamiento del glucógeno muscular
David Calle

Es el muro más temido, y el más frecuente. Cuando se nos agota el glucógeno muscular, poco tenemos ya que hacer. David Calle nos da la explicación fisiológica y maneras de intentar mejorar esa situación.