Cuando las mujeres conquistaron el maratón

Por Kike Nieto para carreraspopulares.com
Roberta Gibb corrión la Maratón de Boston en 1966, pero sin dorsal
Roberta Gibb corrión la Maratón de Boston en 1966, pero sin dorsal

Cuando vemos a miles de mujeres corriendo en los parques de nuestras ciudades y participando cada vez en más carreras populares nos resulta inconcebible que hace sólo 50 años hubiese argumentos pseudo-científicos en contra de que las féminas practicasen el atletismo a cualquier nivel. Entre los argumentos que esgrimían está el que las mujeres eran físicamente incapaces de correr más de 200 metros, que iban a dañar su aparato reproductor o que envejecerían mucho antes.

En los años 60 y principios de los 70, coincidiendo con el movimiento por la liberación de la mujer y a favor de la igualdad, diferentes estudios científicos tiraron por tierra la validez de estas creencias. Sin embargo, la contribución de algunas corredoras fue indispensable, porque fueron ellas las que, a la postre, probaron que las mujeres sí podían correr maratones junto a los hombres. Y lo demostraron con su ejemplo, con tesón y sin miedo a las consecuencias. Lo hicieron porque podían y era lo que tenían que hacer.

Kathrine Switzer, corriendo la Maratón de Boston en 1967, cuando el director de la carrera intento obligarla a retirarse
Kathrine Switzer, corriendo la Maratón de Boston en 1967, cuando el director de la carrera intento obligarla a retirarse

Maratón de Boston

La carrera que supuso la aceptación de la mujer en los maratones fue la más antigua y prestigiosa, Boston. En 1966 Roberta “Bobbi” Gibb ya corrió esta carrera a pesar de no estar inscrita: la organización le había denegado esta posibilidad argumentando que para ella era “físicamente imposible” terminar. Se escondió en un arbusto cercano a la salida y logró llegar a meta. Sin embargo, el reto más serio lo puso sobre la mesa [ Kathrine Switzer ] al año siguiente, en 1967. Logró convertirse en la primera mujer en correr y terminar con dorsal el [ Maratón de Boston ].

En ese año estaban inscritas 601 personas para tomar la salida. Entre los nombres de los participantes estaba K.V. Switzer, una mujer, aunque los organizadores no lo sospechasen. La propia Kathryn declaró después que al rellenar la ficha con ese nombre su intención era homenajear a su admirado escritor J.D. Salinger, autor de El Guardián entre el centeno. Nuestra heroína ya había llegado a la conclusión de que podía correr un maratón, y para demostrarle a su entrenador que era capaz completó una tirada de 42 kilómetros antes de la fecha.

Esa mañana, una vez superados los nervios de la salida, Switzer se encontraba corriendo a su ritmo cuando el jefe de carrera y director del maratón la vio. En ese momento se acercó a ella gritando, ordenándole que dejase su carrera, que quién se creía que era. Incluso intentó apartarla de la carretera con empujones y golpes. No contaba con que Kathryn llevaba a su lado a su novio, un lanzador de martillo de 100 kilos de peso que fue fundamental a la hora de repeler la agresión.

Aunque se planteó retirarse después del susto recibido, poco a poco se dio cuenta de que cada zancada que daba era un paso más en los derechos de las mujeres. Su reto personal se estaba convirtiendo en una reivindicación social. Los medios habían sacado fotos, sabía que su historia saldría en primera página, y tenía que tener un final feliz. Tras 4 horas y 20 minutos la primera mujer que corría el maratón de Boston con dorsal cruzaba la meta sabiendo que había abierto un camino que sería imposible cerrar.

SOBRE EL AUTOR

Kike Nieto
Corredor de Historias



Tambien te puede interesar

Correr hace que nuestro cerebro funcione mejor
Luis Blanco

Cuando corremos activamos muchas zonas del cerebro, creamos nuevas neuronas y estas conectan mejor. Y también estamos previniendo el desarrollo del alzheimer. Nos lo cuenta la neuróloga Carmen Terrón.

El día que vi a Kipchoge llegar a la Luna
Mario Trota

La gesta de Eliud Kipchoge es un acontecimiento histórico. Pero hay motivos por los que los corredores populares podemos sentirnos contentos e inspirados, aunque nunca lleguemos a correr ni 500 metros al ritmo que él ha corrido 42 kilómetros.

Como mantener la motivación para correr en invierno
carreraspopulares.com

Te damos unos consejos para no perder la motivación cuando llegan los días más fríos, lluviosos y desapacibles del año.

Un estudio revela que los corredores de Ultra-trail presentan un retraso en el envejecimiento celular
Prensa Penyagolosa Trails

Esta investigación pionera se llevó a cabo en 30 hombres y 30 mujeres que participaron en la última CSP de 108 kilómetros.

Las mas vistas

Masaje para descarga de la planta del pie
carreraspopulares.com

Mantener la planta del pie en perfecto estado es vital para un corredor. Estos ejercicios con el Fisioterapeuta Rubén García te ayudarán.

Crossfit para corredores running
Raquel Landín

Una combinación de éxito: running + crossfit. Se trata de una rutina ideal para introducir ejercicios de fuerza y acondicionamiento físico general. Los corredores se pueden beneficiar de diferentes ejercicios de crossfit que, además, os ayudarán a quemar calorías.

Ejercicios running en escalera
Raquel Landín

Siempre tienes una escalera a mano. Con unos ejercicios sencillos y básicos aumentarás la reactividad de tus tobillos, la fuerza y la velocidad. Dedícale unos minutos entre dos y tres veces a la semana y verás cómo notas muy pronto los beneficios.

Guía del corredor novato: la bolsa del corredor
Mario Trota

Participar en una carrera es un premio en sí mismo. Al menos así lo veo yo, y he participado en unas cuantas en los últimos años. Pero por suerte (o por desgracia), los organizadores nos han (¿mal?) acostumbrado y nos dan obsequios o detalles cada vez que nos inscribimos a una prueba.