El plan de entrenamiento: mucho más que correr y descansar

Por Borja Martínez para carreraspopulares.com
El plan de entrenamiento es mucho más que correr o descansar
El plan de entrenamiento es mucho más que correr o descansar

A muchos corredores nos gusta seguir un plan de entrenamiento para conseguir un objetivo. Normalmente una marca determinada en una carrera. Sea lo que sea, planificar nuestras sesiones con la ayuda de un entrenador nos da tranquilidad y, sobre todo, una disciplina.

Así que nos ponemos a ello, nos entregamos y tratamos de cumplir de forma estricta ese plan. Muchas veces creemos que si nos saltamos un entrenamiento se irá al traste toda nuestra preparación. Pero el entrenador nos recuerda una y otra vez eso de que no pasa nada por saltarse una sesión si no has podido hacerla o te encuentras mal. Que a la larga será mejor.

Tambíen nos insiste en la importancia del descanso. Ese mantra lo tenemos ya muy asumido: descansar es una de las partes fundamentales del entrenamiento, porque es el momento en el cuerpo asimila la actividad que estamos haciendo. Se le llama “entrenamiento invisible”. La mayoría tiene eso claro. Aunque seamos incapaces de borrar del todo ese sentimiento de culpa que nos invade cada día que no salimos a correr.

De un buen entrenamiento dependerá tu resultado: mejorar tu marca en una carrera, superarte en tu día a día como corredor sin necesidad de competir, ponerte en forma o perder peso. Pero hay otros factores “invisibles” que no tienen nada que ver con la preparación puramente física y que pueden perjudicar, a veces de manera irremediable, nuestro plan. Y a veces no los tenemos en cuenta.

Empezamos por el trabajo. Es quizá el más obvio, pero muchas veces somos incapaces de darle la importancia que tiene. Una elevada carga de trabajo puede dejarnos muy cansados. Y eso no solo afectará a una sesión concreta de entrenamiento. Nuestro cuerpo pedirá más descanso y nosotros somos reacios a darle más reposo de lo que establece nuestro plan.

El trabajo o la familia también afectarán a nuestra preparación física
El trabajo o la familia también afectarán a nuestra preparación física

Estrés

Además, un trabajo excesivo o estresante puede tener un efecto nocivo en nuestro bienestar psicológico y en nuestra autoconfianza. Ya no hablamos solo de la parte física y el cansancio. Nuestro planteamiento mental puede desmoronarse y llevarnos a luchas internas que acabe por desbaratar nuestros planes. Tiramos la toalla de nuestro objetivo porque no sabemos si seremos capaces de lidiar con todo lo que tenemos encima.

En general, cualquier actividad de nuestro día a día puede trasladarse luego a nuestra sesión de entrenamiento. Una semana complicada con la familia, estar pendiente de los hijos un día delicado para ellos, la enfermedad de tu pareja o incluso un desengaño sentimental pueden interferir en tus planes.

Son esas cosas que no apuntamos en el plan que nos pasa nuestro entrenador. Quizá debiéramos dejar una casilla libre en su excel para apuntarlas. Martes: “rodaje de 20 minutos + series de 400 + vuelta a la calma + llevar al niño al partido de fútbol”. Jueves: “Calentamiento + técnica de carrera + 10 cuestas de 40” + 2 km a ritmo intenso + turno de noche en el trabajo”.

Sería algo que nos ayudaría además a relativizar nuestro estado de forma y cómo nos sentimos después de terminar un entreno. Sobre todo esos días en los que las cosas no han salido como queríamos y llegamos a casa con la sensación de no haber hecho bien nuestro trabajo. Es el momento de mirar a nuestro alrededor, analizar nuestra jornada, detectar los problemas que nos han influido y pensar: “pues tampoco ha estado tan mal teniendo en cuenta el día que he tenido”.


1.359

Articulos relacionados

Entrenamientos Cómo establecer nuestros ritmos de entrenamiento
Entrenamientos Entrenamiento para correr más rápido una maratón
Entrenamientos ¿Hacer series y no morir en el intento? ¡Se puede!

También te puede interesar

Reportajes Maratón olímpico de 1956: el ansiado oro de Alain Mimoun
Reportajes ¿Correr nos hace más guapos?

Las más vistas

Salud ¿Dolor en el glúteo? Síndrome del piramidal o falsa ciática.
Salud Fatiga tisular: ¿por qué debes fortalecer tus tobillos?