Nuevo año, nuevos objetivos: ¿cuántos?, ¿cuándo?, ¿cómo?

Por May Luján para carreraspopulares.com

Ya sabéis, empieza un año y todo son propósitos. Los hay clásicos, como dejar de fumar, perder algo de peso o aprender algún idioma, pero también los hay adaptados al running. Es el momento ideal para marcarse unos objetivos claros para tratar de conseguirlos durante los próximos 12 meses. Bien sea en forma de marca personal o de conseguir conquistar algunas distancias.

Objetivos principales. En una temporada anual es ideal que te marque unos objetivos principales. Aquí deberías tener en cuenta una máxima: no deben ser muchos. Es más, para poder lograrlos y atacarlos con efectividad, deben ser pocos. Lo ideal es que te marques, por ejemplo, dos o tres objetivos principales en un año para poder ir a por ellos con todas tus fuerzas. Además, deberías distanciarlos en el tiempo. Por ejemplo, uno en primavera y otro en otoño o invierno. Así te podrás centrar en cada uno de ellos durante un buen periodo de tiempo.

Objetivos secundarios. No te preocupes, el hecho de que te marques pocos objetivos no significa que no vayas a correr más que dos carreras en todo el año. Nada de eso. Para conquistar cada uno de tus objetivos te puedes marcar objetivos secundarios. Por ejemplo, si uno de tus objetivos es conseguir una marca personal en 10k, puedes conquistar también una buena carrera de 5k mientras te preparas, o participar en algún circuito durante un tiempo para que te sirva como entrenamiento. Que sea como una pequeña escalera: ves subiendo peldaños hasta la cima.

Planificación, planificación y más planificación. ¿Algún ejército ha conquistado alguna gran batalla sin planificarla, sin pensar en cómo atacar al rival? Es lo que debes hacer. Para conseguir lograr tus retos anuales, debes tener medida la manera en la que lo harás. Establece una planificación adecuada y progresiva, de manera que llegues con el máximo de fuerzas, con el ´pico alto´de energía en el momento idóneo.

Factores externos: alimentación y descanso. El nuevo año también es un momento ideal para poner un poco de orden en cuestiones como la alimentación. Si añades a los propósitos y a tus objetivos algo de equilibrio y mejora en tu alimentación y tu descanso, la cosa te irá mucho mejor tanto en el deporte, como en tu día a día y en tu salud. Aprovecha para crear buenas rutinas.

Equilibrio vital. Es importantísimo que en tu planificación tengas en cuenta que no nos pagan por esto. Correr no es nuestro trabajo, es nuestra afición (¡bendita afición!), y ello no debe interferir en tu vida privada. Tus planes deben ser lo suficientemente sólidos como para lograr tus retos, pero lo suficientemente flexibles como para no interferir en tu vida personal. No dejes de lado a tu familia o amigos. Cuida tu vida personal, te ayudará a ser mejor corredor.

Épocas de descanso. Introduce al menos tres-cuatro épocas de ´bajada´o de descanso durante el año. Un par de ellas podrían venir tras los objetivos que te hayas marcado. Pero además, ten en cuenta que cuando la preparación es intensa y prolongada, no siempre puedes ir metiendo carga, debes tener algunas semanas en las que le des un respiro al cuerpo y descargues un poco las piernas.

Diversifica. El año es muy largo, y correr es genial, pero puede ser monótono. Planifica entrenamientos diversos (rodajes, series cortas, series largas, calidad, cuestas, por ejemplo). Además, ten en cuenta que puedes practicar otros deportes de manera secundaria. Ello te ayudará. Investígalo.

Sé realista. Por supuesto, es básico que a la hora de planificar no te vayas a objetivos demasiado ambiciosos. Ello solo te produciría frustración, porque tanto la preparación como el reto en sí, serían complicados y, posiblemente irrealizables.

SOBRE EL AUTOR


Siguenos en:

Tambien te puede interesar

¿Los maratonianos son mejores empresarios?
carreraspopulares.com

Un estudio en Alemania encontró que los directivos que habían corrido algún maratón conseguían mejores resultados en sus empresas que la media. ¿Qué efectos puede tener el running en el mundo de la empresa?

La motivación, el gran aliado para correr
Samanta Chocrón

Salir a correr, ese “simple”ejercicio de poner un pie delante de otro, a veces necesita de motivación para hacerlo. Sí, porque a todos los runners nos sucede que alguna vez no tenemos ganas de entrenar. Por esa razón, os voy a dar tips para ganarle a la pereza cuando ella cree que nos vencerá.

¿Es mejor correr con gente o en solitario?
Chema Martínez Pastor

De entre las cosas que podemos elegir a la hora de salir a correr podemos escoger pantalón largo o corto, correr rápido o lento, más lejos o más cerca, de noche o de día.. Y otra cosa que podemos escoger es con quién corremos. ¿Tú qué prefieres?

Carreras de barrio o multitudinarias, ¿por qué elegir?
carreraspopulares.com

¿Prefieres correr una gran fiesta del running, con miles de personas en las calles y otras tantas animando o prefieres una fiesta más pequeña, con tus amigos de siempre y con gente conocida esperándote en la meta? Aunque bien pensado... ¿hay que elegir?

Las mas vistas

Entrena lento para correr rápido
Miguel Ángel Ruiz y Borja Pérez

¿Sabes correr lento? Y, ¿sabes para qué sirve? Es fundamental si quieres progresar. Te explicamos porqué.

Consejos y trucos para beber en carrera
May Luján

Te entra tos, el agua se va por donde no toca, o te empapas y apenas bebes. Son situaciones muy normales a la hora de avituallarse. Lo mejor para evitarlas es entrenar también el avituallamiento, pero hay algunos pequeños trucos que quizás te sirvan.

TRX: ejercicios para runners
carreraspopulares.com

Es un instrumento que se ha puesto muy de moda y que también puede ser muy útil para los corredores. Aumenta tu fuerza en general con estos ejercicios en suspensión.

Core Training para corredores: mejora del rendimiento deportivo y prevención de lesiones
Christian Roberto López Rodríguez, Autor del libro

Fortalecer el core, la musculatura del tronco, es un ejercicio fundamental para el corredor. Algo que puede ayudarnos a correr mejor y más rápido. Las claves nos las da en este artículo Christian Robreto López Rodríguez.