BUSCA TU CARRERA

Tenemos 831 eventos a tu disposición

Semana de competición... ¿tienes ganas o miedo?

Por Chema Martínez Pastor para carreraspopulares.com

Atrás quedan decenas (o cientos) de kilómetros. Días y noches de entrenamiento. Atrás queda un periodo de preparación tanto mental como física para ese gran reto que te has propuesto. Sólo queda por delante el “día D”.

Da igual la distancia del reto y el objetivo que te hayas propuesto. Desde acabar tu primera carrera de 10K a completar un maratón por debajo de 3 horas. Si te has propuesto un objetivo y te has preparado para ello, llega un día en que la preparación se acaba y sólo queda por delante enfrentarse al reto.

¿Cómo afrontas la última semana antes de la carrera?

Para muchos, la sensación es parecida a la que teníamos al enfrentarnos a un examen. La parte más importante es, por supuesto, prepararse. Pero una gran parte de tus posibilidades de éxito pasan por estar bien ese día. Por tener la concentración, las ganas y la inspiración necesaria para cumplir con lo que te has propuesto. Y ante este día decisivo, cada uno nos comportamos de una manera distinta.

Lo peor que nos puede suceder es que tengamos dudas. No es momento de plantearnos si el entrenamiento ha sido el más adecuado o si hemos descuidado la alimentación. No vamos a poder evitar repasarlo todo en la cabeza, darle mil vueltas a todo lo que hemos pasado hasta llegar aquí. Y no podemos evitar dudar. O al menos pensar en el “y si hubiera hecho esto” o “si hubiera evitado esto otro”. Olvídalo. Sácalo de tu cabeza. No vas a poder hacer nada por cambiarlo y lo único que puede pasar es que las dudas se conviertan en una limitación. No te lo puedes permitir.

Después hay a quien le sucede lo contrario. Que está tan confiado en lo que ha hecho, tan seguro de sus posibilidades, que cuando llega la carrera se olvida de que ese es el momento de hacer las cosas bien. Mentalmente puede decaer la tensión, y todos sabemos que es necesario un “puntito” de hambre para que las cosas salgan mejor. Y también, pensar que está todo hecho y que todo va a salir bien no dejará totalmente indefensos si algo no sale como tenemos pensado. Está bien mentalizarse para la victoria, pero sabiendo que puede no llegar.

Lo mejor de todo es que, a diferencia de un examen importante, las carreras no deciden nuestro futuro. Estamos aquí porque lo hemos decidido. Y mañana, pase lo que pase, seguiremos corriendo para divertirnos. No ganar no significa perder. Significa que hay que seguir adelante.

Miedo, dudas, exceso de confianza... De todas, la mejor sensación que podemos tener antes de una carrera posiblemente sean las ganas. La ilusión por estar ahí y por demostrarnos que podemos. Si todo sale bien (y casi siempre sale bien), cumpliremos nuestro objetivo. Y si no lo cumplimos, hay que empezar a pensar inmediatamente en el “plan B”. La siguiente carrera, o el siguiente objetivo. O tomarnos un descanso, que nos lo habremos ganado.

Si este fin de semana vas a intentar cumplir un sueño, te deseamos lo mejor. Sabemos que te has preparado bien y que has hecho todo lo necesario para llegar hasta aquí. Sólo te queda disfrutar.

¿Tienes ganas?

SOBRE EL AUTOR

Chema Martínez Pastor
Corredor Popular


2.665

Articulos relacionados

Reportajes ¿Cuántos maratones corre un atleta profesional?
Entrenamientos ¿Planificas nuevos objetivos?: Factores vitales a tener en cuenta (I)
Salud Preparación mental antes del maratón: tu otro plan de entrenamiento

También te puede interesar

Reportajes Educación en carrera: Los cajones de salida
Reportajes Corredor y hombre del tiempo

Las más vistas

Entrenamientos ¡Reengánchate!: 3 sesiones diferentes para volver a correr
Actualidad 9ª Volta a Peu a Tavernes Blanques y 4ª marcha Andando