Cinco razones para salir a correr (y ninguna es perder peso)

Por carreraspopulares.com

Si estás leyendo esto, puede que no necesites más razones para salir a correr. Posiblemente ya seas un loco/a del running y nada de lo que te digamos puede convencerte más aún de que correr ha sido una buena decisión en tu vida.

Pero como siempre queda gente por convencer, ahí van nuestras cinco razones para salir a correr de manera habitual. Podríamos darte algunas más, y seguro que se te ocurren otras. ¿Cuál es la tuya?

- Correr es un excelente pasatiempo. Aunque la primera tentación es pensar que es aburrido por su monotonía, la realidad es que ningún corredor piensa lo mismo cuando lleva ya unos cuantos kilómetros a sus espaldas. Correr es muy entretenido ya que te enseña a poner tu concentración en tu propio ejercicio, al mismo tiempo que libera tu mente para pensar en cualquier cosa. Una vez aprendes a focalizar tus pensamientos, disfrutarás esos momentos de correr en solitario.

- Correr te enseña sitios nuevos. Al principio, cuando estamos empezando, todos nos construimos nuestra rutina. Es la mejor forma de adquirir el hábito. Nos ponemos un circuito conocido cerca de casa o del trabajo y vamos a él siempre que podemos. Nos da tranquilidad saber cuándo hay una cuesta y cuándo una curva. Pero, una vez hemos controlado ese circuito, nos atrevemos a salir de esa zona de confort. De repente, se nos abre un mundo de posibilidades: empezamos a conectar caminos y parques, a buscar nuevas formas de ir a los sitios, a ver los carriles bici como una escapatoria que probar...

- Correr te proporciona momentos inigualables. Si hablamos de carreras, entramos en otro universo. ¿Cuántos de nosotros, en nuestra vida diaria, nos encontramos con retos nuevos cada día, los cuales nos hacen sentir muy bien cuando son superados? Cruzar una línea de meta para la que nos hemos estado preparando es un momento importante en nuestra vida. Y lo mejor de correr es que nos podemos poner diferentes objetivos en momentos diferentes de nuestra vida.

- Correr te conecta con los demás. Si empiezas a correr con un grupo de running, se produce un fenómeno curioso, pero siempre se repite. Al principio, compartir una afición como el atletismo popular nos pone muy fácil entablar conversación con personas desconocidas. Pero poco más tarde, a base de compartir zancadas, descubrimos más cosas en común con nuestros compañeros de running. Y en ese momento, dejan de ser solo compañeros para ser amigos.

- Correr te hace conocerte mejor. Esta debería ser una razón lo suficientemente poderosa como para convencernos del todo. Como decíamos en la primera razón, pasar tanto tiempo con nosotros mismos nos hace conectar con nuestro interior y sacar tiempo para pensar en cosas que nos preocupa o cómo solucionar ciertos temas que se nos atraganten en el día a día. Sin llegar a ser un ejercicio de meditación, sí que se le parece en el sentido de ayudarnos a cultivar nuestra vida interior. Y eso, siempre, se traduce en una vida más feliz.

Pero, por supuesto, correr nos ayuda a perder peso. Pero una vez hayas perdido el peso que deseas, habrá que buscar más razones para seguir corriendo, ¿no crees?


2.839

Articulos relacionados

Entrenamientos Calcula tus frecuencias de entrenamiento
Reportajes Atajos: el camino más rápido al fracaso
Nutrición 8 errores nutricionales de los corredores novatos

También te puede interesar

Reportajes Guía del corredor novato: encontrando tu ritmo
Reportajes Atletas que hicieron historia: Edwin Flack, el León de Atenas

Las más vistas

Salud ¿Dolor en el glúteo? Síndrome del piramidal o falsa ciática.
Salud ¿Puedo prevenir las lesiones? ¡Sí, se puede!