El maratón más caro del mundo

Por Luis Miguel del Baño para carreraspopulares.com

Cada año, a finales de abril se celebra el que para muchos es “el mejor maratón del mundo”, el de Londres. Puede que sea una apreciación o una opinión. Lo que es una certeza es que el de Londres es el Maratón más ´cerrado´del mundo. Aquel en el que es más complicado conseguir un dorsal para poder correrlo.

Poder transitar por los 42.195 metros del Maratón de Londres ya es digno de récord. Más allá del tiempo que hagas, más allá de conseguir tu mejor marca personal es un récord simplemente tener un dorsal para, simplemente, intentar conseguirlo.

Y si no, a las cifras nos remitimos. Si quieres estar entre la carrera que reúne cada año a los mejores del mundo (Kipchoge, Kiprotich o Kimetto en 2016) tendrás que competir con, al menos, 247.069 atletas populares más.

Esa es la cifra de prescritos que en la última edición vigente optaron a conseguir un dorsal. Y, sí, decimos bien: optaron. La cifra final de corredores en en Maratón de Londres es de alrededor de 50.000. Pero, ¿cómo consiguen entrar esos casi 250.000 atletas?


¿Cómo conseguir un dorsal y, a qué precio?


En primer lugar, por marca.
Pero claro, un 99% de la humanidad ya se puede olvidar de conseguirlo. En especial, porque son plazas reservadas para los residentes en el Reino Unido. Y, en segundo lugar, porque las marcas que se piden son exigentes: debes poder acreditar una marca inferior a 3h 05 minutos en caso de los corredores menores de 40 años (3h 45 minutos para las mujeres). La marca que se pide para los corredores de entre 40 y 49 años es de 3h y 15 minutos. (3 horas y 50 minutos para las mujeres). A partir de esa edad, sigue subiendo la marca, pero con el mismo nivel de exigencia. Complicado, ¿verdad?

En segundo lugar, está el ‘Ballot entry’. Una vez concluye cada edición del Maratón, la organización abra un plazo de preinscripción donde ponen a disposición del público un determinado número de plazas. Estas plazas se sortearán entre todos los que opten. Aproximadamente suele haber unos 20 corredores que optan a cada plaza. Pues, a priori, también es bastante complicado.

En tercer lugar, están los dorsales ´charity´. Una de las banderas del Virgyn Money London Marathon es su aportación a numerosas ONG. Y una de las grandes aportaciones las hacen los propios corredores. El Maratón pone a disposición de decenas de ONG una cantidad de dorsales para que los puedan ´vender´a cambio de las aportaciones que estén dispuestas a hacer los corredores. De hecho, está permitido que los corredores se pongan en contacto con dichas ONG para ofrecerles cantidades por esos dorsales. Para que tengáis una referencia, los dorsales de las entidades benéficas se suelen adquirir por cantidades cercanas a los 1000€. En la anterior edición del Maratón, por esta vía, las ONG lograron recaudar más de 700 millones de libras (unos 1.000 millones de euros). Ahí queda eso. Uno de los optantes llegó a pagar 2,3 millones de libras en una ocasión. Es el récord de la prueba hasta el momento.

Por último, los viajes organizados en agencias. También es posible conseguir dorsal acudiendo a los viajes organizados por agencias acreditadas por el Maratón. Pero, nuevamente, toca rascarse el bolsillo. En el caso español, uno de estos viajes no suele bajar de los 1.000-.1.200 € de inicio por corredor y por unas 3 noches de estancia. En España, el número de dorsales asignados a agencias se situa en poco más de 100.


Las cifras


Todo este aluvión monetario os puede parecer exagerado, pero las cifras avalan la pasión por correr el Maratón de Londres. A los 250.000 optantes (de los cuales habrá unos 50.000 corredores), superan incluso a los optantes al Maratón de Nueva York, que se situaron en unos 80.000 atletas. Eso sí, a pesar de esta pasión, el Maratón de Tokyo se sitúa incluso en más voluntades por conseguir dorsales. En su última edición, hubo 300.000 corredores que lo intentaron. Eso sí, a precios más asequibles.

A pesar de ello, la cantidad que suele reportar el maratón a la ciudad -más allá de los dorsales-, no es la mayor existente en el mundo. El Maratón de Londres suele reportar unos 100 millones a la ciudad (en concepto de pernoctaciones, restaurantes y otros servicios como transportes y compras). Chicago está en unos 250 millones y Nueva York en 340 millones. Quizás le llevan ventaja porque los dorsales, a pesar de no ser baratos, no son tan caros en estas ciudades.

Vistas estas cifras, ya sabéis, si el sueño por correr uno de los majos es enorme, se hace míico a causa del gasto que hay que efectuar.

SOBRE EL AUTOR

Luis Miguel del Baño
Periodista


8.224

Articulos relacionados

Reportajes Por qué Eliud Kipchoge mola tanto
Reportajes Los 10 mejores tiempos de Maratón de la Historia
Reportajes El hombre de las 200 maratones

También te puede interesar

Reportajes El corredor cervecero
Reportajes Corriendo por los puertos míticos(56): Teide, Tenerife

Las más vistas

Salud La importancia de la hidratación en el deporte a altas temperaturas