Guía definitiva para evitar la fascitis este verano

Por Rubén Sánchez-Gómez para carreraspopulares.com

La temida "fascitis plantar" puede ser la patología con mayor incidencia en el pie del deportista. Prácticamente todos los corredores han tenido, tienen o tendrán, algún episodio de fascitis plantar más o menos agudo y que más o menos podrá extenderse en el tiempo, desde unas semanas hasta (en el peor de los casos) meses.

Para poder prevenirla es importante aclarar primero unas cuestiones relativas al propio término "fascitis plantar", dado que está equivocado por dos cuestiones: la primera, porque tanto a nivel microscópico histológico/bioquímico-estructural, como macroscópico físicamente, la composición y el aspecto de las fascias corporales es distinto al que hay en lo que llamamos fascia del pie (sirva como ejemplo la diferente composición de las fibras de colágeno, mucho más flexibles y finas que las que componen la fascia del pie). Este tejido plantar se asemeja mucho más al denominado aponeurosis del tejido conjuntivo.

La segunda cuestión es relativa al sufijo -itis, que se refiere a inflamación, y no a dolor (que sería -algia). Está de sobra comprobado en laboratorio y en diagnóstico por imagen que no hay signos de inflamación en este tejido cuando el paciente presenta dolor, sino que hay degeneración y daño tisular, pero no inflamación. Es por estos dos motivos que se debe denominar algia de la aponeurosis plantar al dolor de la planta del pie. Y reseñamos en la planta del pie, pues otros dolores localizados por ejemplo en el talón, ya no se denominaría ni siquiera fascitis, sino talalgia.

Cómo prevenir la fascitis

La principal causa de aparición de esta dolencia en la aponeurosis de la planta del pie en verano es por el mayor predominio de la pisada descalza o con zapatos de muy poca suela como las chanclas o las sandalias, condiciones no habituales en los pies el resto del año. En aquellos pies con tejido plantar débil, la ausencia de sujeción en la bóveda plantar en estas condiciones de "zapato mínimo" o de "no zapato" producen un sobrestiramiento del tejido y su consiguiente daño y lesión.

Además, la musculatura posterior de la pierna (gemelos y sóleo), que está en íntima relación con la aponeurosis plantar, puede intervenir en el desarrollo, instauración o promoción negativa de esta sobretensión. Por tanto, la medida preventiva fundamental para evitar esta lesión será evitar el colapso de la bóveda mediante sandalias que tengan arcos y relieves en su interior y practicar frecuentemente estiramientos de la musculatura gastrosólea (gemelos y sóleo).

SOBRE EL AUTOR

Rubén Sánchez-Gómez
Equipo Pododinamica
Expertos en Biomecánica

www.pododinamica.es


8.181

Articulos relacionados

Entrenamientos Evita la fascitis plantar. Consejos para prevenirla.
Entrenamientos ¿Pronador, supinador o neutro? Verdades sobre la pisada
Salud Cómo cuidar los pies antes de una gran carrera

También te puede interesar

Salud Prueba de esfuerzo
Salud Tres de cada cuatro corredores padecerán arritmias

Las más vistas

Entrenamientos ¿Cuándo fracasa un deportista amateur?
Salud Prueba de esfuerzo