¿En qué se parecen un niño y un atleta de élite?

Por carreraspopulares.com - 21/03/2019

En el libro “El correr Chi”, Danny Dreyer comienza relatando como, desde la perspectiva de entrenador de running con muchos años de experiencia, un día se dio cuenta, al pasar por delante de una escuela, de cómo los niños corrían de manera anatómicamente perfecta: “Cada uno de ellos tiene un modo perfecto de correr: una buena inclinación, una zancada amplia que se abre tras ellos, una buena elevación de talones y una relajada oscilación de los brazos y de los hombros ¡Lo tenían todo!”

El resto del libro es un tratado amplio sobre cómo los adultos podemos entrenar y mejorar nuestra forma de correr para parecernos a esos niños, para que volvamos a correr como lo hacíamos cuando nadie nos había explicado cómo se hace. Es curioso comprobar cómo un cuerpo que está diseñado para correr es, a medida que envejece, modelado para que deje de hacerlo. Nuestras costumbres diarias no hacen sino incidir en el sedentarismo, muchas veces de forma que nos impide correr como deberíamos.

Yendo un paso más allá, un estudio publicado en 2018 en [ Frontiers in Physiology ] (Fronteras de la Fisiología), publicación científica con sede en Suiza, reveló que los niños son, fisiológicamente hablando, los mejores atletas de resistencia. Para ellos, correr es sólo un juego, algo que a los adultos se nos olvida muchas veces. Y esa relajación hace que su cuerpo responda con toda la capacidad con la que siglos de evolución nos han dotado a los seres humanos.

Por qué los niños no se cansan nunca

El estudio encuentra similitudes fisiológicas entre los niños y los atletas mejor preparados. En actividades de resistencia, como carrera continua, ciclismo o saltar, el estudio compara los niveles de fatiga y de metabolismo en niños preadolescentes y en atletas. El resultado es que los niños muestran un menor nivel en los indicadores de fatiga muscular y neuronal en comparación con aquellos atletas con años de entrenamiento.

Esto explica porqué los niños disponen de tanta energía a la hora de jugar. No es tanto que tengan más energía, sino que la utilizan de manera más eficiente. En el estudio, los niños se sentían menos cansados en comparación con los atletas adultos, debido a su mejor metabolismo aeróbico. También se descubre, en este estudio, que los niños necesitan menos tiempo para recuperar su nivel de pulsaciones y tienen mejor habilidad corporal de deshacerse del lactato en sangre, algo que se considera vital para el rendimiento en pruebas de larga distancia.

Lo que el estudio no explica son las causas por las que los adultos hemos perdido parte de esa capacidad de la que sí disponíamos cuando éramos pequeños. Pero no andamos desencaminados si apuntamos a la paulatina reducción de la capacidad de jugar y de estar en movimiento. Cuando somos niños corremos para jugar, para divertirnos. Con los años (y las responsabilidades), nos volvemos más sedentarios, no nos movemos para divertirnos, y en parte eso explicaría por qué nos vamos fatigando cada vez más rápido. Quizá si no perdiéramos la capacidad de jugar, seríamos mejores atletas.



Tambien te puede interesar

¿Por qué corremos?
Miguel Ángel Ruiz y Borja Pérez

¿Vives para correr? ¿Corres por salud?, ¿por socializarte? Existen tantos tipos de corredor como motivos que nos impulsan a correr. Aquí te planteamos unos cuantos. Pero seguro que conoces muchos más.

El primer gran atleta de la historia
Luis Blanco

Corredor y saltador, se convirtió en el primero en ganar dos de las principales pruebas atléticas de los Juegos de la Antigua Grecia durante tres citas seguidas. Esta es la historia de Chionis de Esparta.

Por qué la salida de las carreras se da con un disparo
carreraspopulares.com

Es uno de los métodos más usados para marcar el inicio de una carrera: un disparo de una pistola de fogueo. Aunque con mejoras y algunas variantes, el sistema es prácticamente el mismo que hace más de un siglo, cuando empezó a usarse.

Yo siempre corro rápido, ¿y qué?
Borja Martínez

Soy un corredor popular más. No de los mejores, pero tampoco se me da mal. Y aunque me gusta mucho salir a correr con amigos y compartir carreras no con ellos, cuando me pongo un dorsal quiero correr a tope, dar el máximo. ¿Es eso un delito?

Las mas vistas

El reto de Kipchoge, anulado: el circuito del Ineos 1:59 estaba mal medido
carreraspopulares.com

El acontecimiento atlético más destacado del año queda invalidado. La organización del reto Ineos 1:59 ha anulado el intento de bajar de las dos horas en maratón de Eliud Kipchoge. La razón: el keniata corrió en realidad 42 kilómetros y 70 metros por un fallo de medición del circuito.

Mi fisio me hace mejor corredor
Mario Trota

Pero mi fisio hace mucho más que eso: me entiende, me soporta, me da consejos, me anima, me motiva y, sobre todo, aplaca mis ansias de correr cuando no puedo (o no debo) hacerlo.

El muro (I). Tipos de muro y causas
David Calle

El temido muro. David Calle nos cuenta porqué nos afecta y los tipos de muro que nos podemos encontrar en carrera.

El muro (II). El muro del maratón: agotamiento del glucógeno muscular
David Calle

Es el muro más temido, y el más frecuente. Cuando se nos agota el glucógeno muscular, poco tenemos ya que hacer. David Calle nos da la explicación fisiológica y maneras de intentar mejorar esa situación.