¿Importa cómo apoyo el pie en el suelo al correr?

Por carreraspopulares.com - 27/11/2018

Parte fundamental de nuestra carrera es cómo nuestro cuerpo entra en contacto con el suelo. Al correr, lo que estamos haciendo (resumiendo mucho) es establecer un juego de tensiones y presión entre nuestro cuerpo y el suelo, que ejerce de base y de “trampolín” en el que impulsarnos para poder elevar correctamente nuestras piernas. Hay diferentes teorías y formas de encarar la técnica de carrera al pisar, y un tema de debate entre muchos runners, que se enfrentan a veces en discusiones encarnizadas sobre su forma de correr.

La teoría sobre la técnica de carrera

La teoría más aceptada en cuanto a la técnica de carrera correcta es la que dice que es mejor apoyar la zona de metatarso. Es decir, la media-delantera del pie. De esta forma, el pie está menos tiempo en contacto con el suelo, lo que se traduce en un impacto menor. Impacto que, de esta manera, es absorbido mejor por las articulaciones de tobillo y rodilla. Una buena técnica de carrera se traduce en un menor impacto en nuestras articulaciones, algo que siempre es bueno para protegernos de lesiones. Por otro lado, al pisar con esta zona del pie, obligamos al resto del cuerpo a mantener una postura ligeramente inclinada hacia delante, muy indicada para aprovechar mejor las fuerzas que genera nuestro centro de gravedad corporal.

Para tener una correcta técnica de carrera, es muy importante tener una musculatura adaptada a este esfuerzo, ya que al salirnos del movimiento que solemos hacer al caminar, debemos obligar a que otras partes de la pierna soporten esa forma de correr. Por eso, se trata de una forma de correr a la que tenemos que aprender. No es algo que nos salga de manera natural desde el primer día.

¿Qué pasa en la práctica?

La realidad es que, si nos ponemos a observar la mayoría de la gente que corre, pocas veces veremos una técnica perfecta como se describe en los manuales. Y, cuando la vemos, se trata de corredores que están encabezando alguna carrera. La técnica del metatarso es muy eficiente para aquellos atletas que la dominan y que corren a altas velocidades. Pero posiblemente solo para ellos.

En la práctica, lo que sucede es que cada persona que corre lo hace de manera distinta. Muchos factores influyen en tu forma de correr. Empezando por tu propia configuración corporal. La relación entre la longitud de tus músculos y tendones puede hacer que correr con la parte media del pie genere más tensiones de la cuenta en otras partes del cuerpo y ser un foco para las lesiones. O puede que, por culpa de nuestra postura diaria, hábitos deportivos (o ausencia) e incluso, la forma en la que dormimos, nuestros músculos se comportan de una manera distinta a cómo dicen los manuales. Cualquier experto en biomecánica te lo dirá: todos los organismos son diferentes y, por lo tanto, hay tantas formas de correr como deportistas.

Consejos para tu técnica de correr

No queremos decir que la técnica de correr no sea importante. Sino que no debe ser tu máxima preocupación. Es muy positivo saber cómo pisamos y qué postura adoptamos al correr, para detectar puntos de mejora, ser más eficientes y además evitar lesiones. Un buen estudio de pisada te dará las pistas. También consultar con tu entrenador, si lo tienes. También es importante que dediques tiempo a hacer ejercicios de carrera ya que gracias a ellos, tu forma de correr se volverá más eficiente y tus piernas se irán acostumbrando, casi sin darte cuenta, a correr mejor.

Pero lo más importante es que no te obsesiones y, sobre todo, no trates de imitar a nadie. Cada uno tenemos una configuración corporal distinta y como tal tenemos que aplicarla a la carrera. Lo que vale para, por ejemplo, Kipchoge, no tiene que valer para ti.


ARTÍCULOS RELACIONADOS


POR CARLOS BLASCO GARCÍA

POR CARRERASPOPULARES.COM

POR CRISTÓBAL COLÓN MAS, PODÓLOGO Y CORREDOR DE MONTAÑA

POR JOSÉ MANUEL TORRALBA


Tambien te puede interesar

Por qué dejarlo antes de cansarte y otros consejos que nadie te da
carreraspopulares.com

Si has empezado con el running, hay cosas que tenemos que contarte. No te preocupes, no hay ningún spoiler en este artículo...

Los superpoderes del corredor popular
Mario Trota

Aunque no lo creas, correr también te da poderes. Estos son algunos.

¿Por qué no voy a pensar que soy mejor?
carreraspopulares.com

¿Crees que hay corredores de primera y de segunda? ¿Por qué pensamos que somos ´runners´ sólo cuando hemos cumplido ciertos hitos, cuando somos capaces de alcanzar ciertos ritmos?

Otras formas de medir tu carrera que no son ´minutos el kilómetro´
carreraspopulares.com

No todo va a ser velocidad y ritmo. ¿Qué otra maneras conoces de medir tu rendimiento que no sean las típicas?

Las mas vistas

¿Qué tipo de ejercicio físico quema más grasas?
Natalia Olivares

Para perder peso necesitas quemar más calorías de las que consumes cada día. Pero ¿sabes de dónde vienen tus calorías y qué procesos implican una mayor quema de calorías? La nutricionista Natalia Olivares nos explica en este artículo qué ejercicios son más adecuados para quemar grasas de manera eficaz.

Ejercicios de core que no conocías
Raquel Landín

Quizás ya sabías que trabajar nuestro cinturón abdominal (core) es muy útil para aguantar erguidos y firmes cuando pasan los minutos de carrera. Quizás conocías la plancha y algunos otros ejercicios básicos, pero mira cuántas variantes te proponemos. Si los consigues hacer, tendrás unos abdominales de acero. Eso sí, ¡ves poco a poco!

Carreras nocturnas: después de correr, ¿hay que cenar?
May Luján

En verano hay muchas carreras nocturnas. Muchas de ellas acaban a horas intempestivas. Se te habrá pasado la hora de cenar cuando cruces la meta, pero ¿debes cenar algo aún así? ¿Cuáles son las pautas de alimentación correctas?

¿Cuántas carreras puedo correr al mes?
Luis Miguel del Baño

Ponerse un dorsal y participar en una carrera es algo genial. El ambiente y la emoción crean momentos únicos. Pero ojo, puedes correr en tantas carreras como quieras, pero con cabeza. No vayas a tope en todas, si no, puedes caer en un sobreentrenamiento o estancarte en tu progresión.