Un sprint de 42 kilómetros

Por Javier Serrano para carreraspopulares.com - 28/11/2014

Cuando vemos a los maratonianos keniatas por la tele, a veces no percibimos la velocidad a la que corren. Sí, sabemos que van rápido pero, ¿cómo de rápido? Hace unas semanas, Dennis Kimetto batió el récord del mundo. Fue en Berlín, el pasado 28 de septiembre, y el muy bestia paró el cronómetro en 2.02’57” .



Volvemos al debate de si se romperá pronto o no la barrera de las dos horas —yo creo que sí, que no queda mucho para eso, aunque muchos expertos se empeñen en decir que eso es humanamente imposible—, pero mientras los eruditos discuten, vamos a traducir a términos de andar por casa qué significa completar 42 kilómetros y 195 metros en 2.02’57”.

Por lo pronto, me he permitido el lujo —maravillas de la técnica— de compartir unos metros con el propio Dennis Kimetto, y he realizado una demostración empírica de lo rápido que corre este tío. Podéis verlo [ aquí ]

Partimos de la base de que lo que hacen Kimetto y compañía es correr mucho, muchísimo. Pero incluso en una distancia corta, son ritmos difíciles de mantener para un popular. Es avanzar a una velocidad de 2’55” el kilómetro. ¿Cuántos de nosotros tenemos esa marca en un único kilómetro? Yo no, desde luego, mi mejor 1.000, con entrenamiento específico de dos meses, preparando muy bien la prueba y con liebre, fue de 2’59”. Así que a este hombre no le hubiera aguantado ni un kilómetro en mis mejores épocas. Y en este momento estoy lejísimos de esas marcas.

¿Y 200 metros? Bueno, eso es más factible. Kimetto corrió a un ritmo de 35” cada 200 metros. Eso sí estamos en condiciones de hacerlo. Pero una sola vez, y yendo a machete. Pues al ritmo al que muchos de nosotros somos capaces de hacer un único 200, es decir, un sprint en toda regla, este chavalín keniata se pasó 42 kilómetros y pico. En fin, no hay nada como traducir a términos reales la magnitud de lo que hacen estas auténticas máquinas de correr para que captemos la dimensión de lo que hacen. Señor Kimetto, le guardaré admiración eterna.

Javier Serrano
Periodista, escritor y corredor popular
Autor del videoblog [ Running, cámara, ¡acción! ]

SOBRE EL AUTOR

Javier Serrano
Periodista, escritor y maratoniano



Tambien te puede interesar

“El mejor del mundo”: cine español sobre atletismo a finales de los 60
Luis Blanco

El cine español no se ha caracterizado por hacer muchas películas de ficción sobre el atletismo. Os propongo una curiosa producción que tiene ya más de 50 años: ´El mejor del mundo´.

Guía del corredor novato: qué hacer después de cruzar la meta
Mario Trota

Una carrera es mucho más de lo que pasa desde el disparo de salida hasta que pasas por debajo del arco de meta. Hoy toca referirse a todo eso que hay que tener en cuenta al final.

Los efectos de correr en nuestro cerebro
Javier Ullé

Sin duda correr mejora nuestra capacidad física en general y ayuda a combatir el estrés y la ansiedad. Pero, ¿sabemos realmente qué efectos tiene la práctica del running en nuestro cerebro?

El corredor sin intermitente ni retrovisor
Borja Martínez

Es ese corredor que, en medio de un parque plagado de corredores, hace giros bruscos sin avisar; no se aparta si os encontráis de frente y no hay espacios para pasar frente a ti; o se para de golpe sin mirar atrás. Ese al que le haría falta, como si fuera en coche, llevar intermitente y retrovisor. Y usarlos.

Las mas vistas

Entrenamientos en cuestas
Tono Fernández

Las cuestas mejoran nuestra fuerza, resistencia y capacidad aeróbica. Introducir cuestas una vez a la semana, nos reportará cosas positivas en nuestras carreras y entrenamientos. Hay muchas maneras de hacerlo.

¿Sabes cuál debería ser tu marca en una 15k? Nosotros sí.
carreraspopulares.com

Te mostramos cual debería ser tu marca en una carrera de 15k a partir del tiempo que hayas hecho en una de 10k. Aplicamos las tablas predictivas y te lo mostramos. Ojo porque no se suelen equivocar mucho.

Los 7 pecados capitales, en el running
Tono Fernández

Una correcta actitud ante los entrenamientos y las carreras, nos lleva al éxito. Que no te embarguen los errores clásicos. Huye de los ´7 pecados´ capitales también en el running.