Cómo correr nos cambia el cerebro

Por carreraspopulares.com - 05/06/2018

Que algo pasa en nuestra cabeza cuando corremos está bastante claro. Hace que nos olvidemos del estrés, se nos ocurren nuevas ideas, nos pone de mejor humor... Por no hablar de que ocurren cosas como que se nos “olvida” el dolor que, por ejemplo, [ un maratón nos llega a causar ].

Es decir, no nos hace falta una investigación al efecto para saber que correr tiene un efecto directo en nuestro cerebro. Sin embargo, la ciencia, como casi siempre, está de nuestro lado al explicar cómo correr nos cambia el cerebro. Para ello, hemos recurrido a la información de una prestigiosa [ publicación científica ] que nos da las claves para intentar entender qué se produce dentro de nuestra mente al hacer ejercicio:

Correr un maratón hace que se nos olvide el dolor

Como ya vimos en un artículo anterior, el recuerdo de las sensaciones positivas que un maratón nos deja es más fuerte que el dolor producido. Por ello, los corredores que han acabado un maratón no recuerdan demasiado cuánto sufrieron si les preguntas varios meses después.

Correr modifica las conexiones neuronales

Según un informe publicado en “Frontiers of Human Neuroscience”, un estudio hecho mediante escáner cerebral demostró que los corredores tenían una mayor conectividad entre la red neuronal frontal y otras regiones neuronales que intervienen en la memoria y en el auto control. Este hecho se atribuye a las necesidades cognitivas mayores que correr demanda a la gente que lo practica.

Hacer series mejora la capacidad de concentración

En un estudio se pidió a voluntarios que completaran el test de Stroop (utilizado para medir el tiempo de reacción y de capacidad de inhibición cerebral ante una tarea cuando esta está afectada por la interferencia entre dos estímulos). Dichos sujetos realizaron el test en dos días distintos: en una ocasión les pidieron que lo hicieran después de varios sprints de 10 segundos y al día siguiente, sin realizar ningún ejercicio. El resultado fue que después de hacer ejercicio intenso, la capacidad de atención del cerebro era notablemente mayor.

El entrenamiento de intervalos mejora la flexibilidad cognitiva

Un artículo en el “Journal of Strenght and Conditional Research” concluía que, después de ser sometidos a 3 entrenamientos semanales de 90 minutos de entrenamiento de intervalos no sólo estaban en mejor forma (comparado con un grupo de control que no realizó entrenamiento), sino que mostraron una mejora en la flexibilidad cognitiva. O lo que es lo mismo, que su cerebro se adaptaba mejor cuando les pedían que realizaran actividades diferentes consecutivas.

Correr largas distancias hace que tu cerebro disminuya

Aunque la buena noticia es que vuelve a crecer. En este caso se analizó el caso de 67 atletas que corrieron una de las competiciones más duras de ultradistancia: la TransEurope-FootRace ultramarathon (cerca de 4.800 kilómetros en dos meses). Un equipo de investigadores encabezados por Wolfgang Freund encontró que la materia gris se veía reducida en hasta un 6% mientras competían. Sin embargo, encontraron que en la última medición habían recuperado los niveles previos a la carrera. En un primer análisis, indicaban que la posible causa es la supresión del sistema de descanso y regeneración mediante el sueño a que estos atletas se sometían.

Correr provoca un subidón

En 2008 se detectó que, cuando se corre por un tiempo superior a 2 horas se producía un aumento en las conexiones de los receptores neuronales, los cuales se asocian con una sensación de euforia. Esto apoya la idea de que correr hace aumentar el nivel de endorfinas en el cerebro. Hace poco, otro estudio descubrió que correr activa mecanismos de neurotransmisión similares a los que se activan con el consumo de cannabis.

Correr “silencia” tu mente

La sensación de calma y ‘mindfullness’ que nos provoca la práctica del running no es una sensación subjetiva. Un estudio de Experimental Brain Research probó, midiendo la actividad cerebral de varios corredores durante seis horas, que mientras practicaban ejercicio se reducía la actividad en el área del cortex frontal. Esto supone un efecto de relajación que solemos identificar como “desconectar el cerebro”

El running hace que aumente el número de neuronas

... o al menos, en ratones. Fred Gage y su equipo comprobaron que los ratones que tuvieron la oportunidad de correr en una rueda giratoria exhibieron el doble de neurogénesis en una parte del hipocampo (una región del cerebro involucrada en la memoria y el aprendizaje) que los ratones que no hicieron actividad. No sólo eso: también mostraron mayor crecimiento de neuronas que aquellos ratones que habían hecho ejercicio en el agua.

Una carrera te puede ayudar a regular tus emociones

En 2015 un grupo de investigadores mostraron un fragmento de una película dramática a varios grupos, siendo menos afectados por lo que veían aquellos que habían realizado una carrera, por corta que hubiera sido.

Correr mejora tu capacidad de aprendizaje

Bernward Winter y sus colegas probaron la capacidad para aprender nuevas palabras a varios grupos a los que pedían distintas actividades: después de dos intensos sprints de tres minutos de duración, después de 40 minutos de carrera suave o después de descansar. Los participantes que realizaron los sprints demostraron aprender un 20 por ciento más rápido en comparación con los otros grupos y mostraron una retención de memoria superior cuando se es puso a prueba una semana después. Los investigadores dijeron que las medidas de sangre que tomaron sugirieron que el mejor rendimiento pudo haber sido asociado con niveles crecientes de dopamina, epinefrina, norepinefrina y BDNF.



Siguenos en:

Tambien te puede interesar

El deporte provoca cambios en el corazón
Francisco Gilo

Los beneficios del ejercicio y la importancia del control médico antes de abordar grandes esfuerzos físicos

Consejos de tu fisio antes de correr una maratón
Fisioterapia Bando

Antes de preguntarte si serás capaz de correr durante 42 kilómetros y 195 metros, pregúntate si vas a poder dedicar el tiempo necesario al entrenamiento. Es importante seguir una disciplina y unos consejos para que tus piernas estén a punto el día que te pongas en la línea de salida.

Las tres lesiones más frecuentes en corredores
Luis Baraja

Tarde o temprano te acecharán. Pero debes hacer todo lo posible por evitarlas. Luis Baraja nos cuenta cuáles son las tres lesiones más frecuentes en el running y cómo solucionarlas.

La protección solar y los corredores
Samanta Chocrón

Los corredores no somos conscientes de que el sol, el viento, los cambios de temperatura, el sudor, la poca humedad, son algunos de los factores que pueden generar alteraciones en la función y estructura de la piel. Nuestra piel también sufre mientras realizamos deporte al aire libre y muchos corredores “se olvidan” de utilizar protección solar.

Las mas vistas

El ozono y su efecto en los deportistas
Francisco Gilo

Las altas concentraciones de ozono pueden ser perjudiciales, sobre todo para los deportistas que están expuestos al aire libre durante el tiempo del ejercicio. En este artículo, Fco. Gilo nos describe cómo nos puede afectar el ozono y cómo podemos evitar sus efectos.

Trabaja la fuerza tras el entrenamiento
Fernando Ortiz

Te presentamos una serie de ejercicios básicos que podrás practicar tras correr. Son importantes para que tus piernas estén fuertes y tengas menos cansancio muscular. Te quitarán poco tiempo y te ayudarán mucho.

Cómo entrenar correctamente las cuestas
David Calle

Tanto si ya realizas entrenamientos en cuestas como si aún no los has probado, estos consejos de nuestro entrenador David Calle te ayudarán a convertirte en un experto en cuestas, y saber cuándo, cómo y por qué debes usarlas en tus entrenamientos.

La importancia del masaje
Francisco Gilo

La acción mecánica del masaje sobre la musculatura, actúa de manera que activa la circulación, cosa que favorece el intercambio de reacciones químicas y nutrientes